Buscar

Aumenta el número de líneas móviles solicitadas por empresas

¿Cuál es una de las primeras cuestiones que deberíamos tener en cuenta si queremos que la empresa que acabamos de constituir tenga éxito? Sin duda, hay que tener en consideración una buena cantidad de asuntos. Tener clara la idea, nuestro modelo de negocio preferido y la manera de operar que vamos a seguir debe ser primordial, pero también hay que ir poniendo todos los medios para hacer posible que la comunicación sea fluida entre los propios trabajadores, entre la empresa y sus proveedores y incluso entre la empresa y sus clientes. Desde luego, estas tres comunicaciones son necesarias en todo momento.

Precisamente por eso, contratar diferentes líneas telefónicas para mantener en comunicación constante a todas aquellas personas que tienen algo que ver con nuestra empresa es algo que debemos resolver a la máxima brevedad. Está claro que, ahora que hay un gran porcentaje de población que sigue teletrabajando a causa de los problemas ocasionados por la pandemia, la comunicación vía telefónica ha adquirido una importancia aún mayor que la que ya tenía antes del mes de marzo de 2020. Ni que decir tiene que ese es uno de los tantos secretos del éxito de las empresas, con independencia de cuál sea la actividad que lleven a cabo.

Fijaos en los datos que hemos rescatado de la página web Statista, datos en los que se especifica el número de trabajadores con empleo que ha habido en España desde 2010 hasta 2022. Ahora, el número de gente con trabajo se sitúa en torno a los 19’5 millones de personas. Y, teniendo en cuenta que muchas de ellas tienen una línea móvil solo para el trabajo, seguro que hay una barbaridad de líneas de este tipo en el interior de nuestras fronteras. La importancia de la comunicación durante nuestra jornada laboral es vital para la empresa para la que trabajamos.

En una noticia publicada en la web del diario El País se indicaba que el número de líneas móviles en el interior de nuestras fronteras superaba al número de habitantes totales que componen nuestro censo. Eso indica que las personas suelen tener más de una línea móvil y que, además de la privada, tienen la que corresponde a su puesto de trabajo. En otras palabras: lo más habitual es tener un número de teléfono reservado para nuestras horas de trabajo. Las empresas no lo dudan a la hora de hacerlo.

Las empresas son más conscientes que nunca de la importancia que tiene la comunicación tanto interna, la que mantienen sus empleados entre sí, como externa, que no es otra que la que se puede desarrollar con clientes y proveedores. Ese es el motivo por el que la contratación de líneas móviles en las empresas no ha parado de crecer en los últimos años en función de lo que nos ha sido transmitido desde Oroc. Lo mejor de todo es que las previsiones siguen apuntando al alza de cara a los próximos años. Es una buena noticia para las compañías del sector… y para todas las empresas que busquen reforzar sus canales de comunicación.

Un crecimiento mucho más posible

Está claro que potenciando asuntos como de los que hemos venido hablando crecen de una manera exponencial las opciones que tiene una empresa de tener éxito a través de la potenciación de su imagen de marca y de sus ventas. Todas las empresas que han reforzado sus canales de comunicación han sido capaces de potenciar, al mismo tiempo, sus ventas. ¿Y acaso no es ese el objetivo que perseguimos cuando damos pie a un nuevo modelo de negocio? Para conquistar avances, está claro que no hay que descartar nada que pueda hacer mejor a nuestra comunicación.

Lo que está claro es que las empresas deben buscar cualquier estrategia que les haga crecer. Hay que buscar maneras de crecer a corto plazo para ganar liquidez e imagen, pero también hay que buscar modos de conquistar mejoras a largo plazo, que son la mejor manera de ganar solidez. La comunicación es una de ellas y la verdad es que nadie puede dejar pasar una oportunidad como la que se desprende de esto. Los ejemplos de crecimiento de muchas empresas se ciñen a cuestiones relacionadas con la comunicación.

Estamos en un momento en el que el mercado es más duro que nunca. Cualquier manera de hacer posible combatir en un entorno así es ideal. Y es que, de lo contrario, es imposible que la esperanza de vida sea demasiado grande para la entidad de la que estemos hablando. Las empresas europeas y las españolas están empezando a poner en su sitio a la comunicación y a valorarla como uno de los grandes estandartes de crecimiento a corto, medio y largo plazo.

 

Scroll al inicio

Noticias diarias de actualidad directamente en su bandeja de entrada.